Fechin, Nicolai

| 50 imágenes

Fechin, Nicolai (1881-1955).

Pintor ruso, nacido en Kazan en 1881 y fallecido en Santa Mónica, California (Estados Unidos) en 1955. A la edad de once años hacía los diseños de los altares que luego construía su padre. Se apuntó a la recién creada Escuela de Arte de Kazan a los trece años y en 1900 fue aceptado en la Academia Imperial de Petrogrado (San Petersburgo). Una gran influencia en su vida fue la del artista y profesor Ilia Repin, pero el estilo que le sedujo por completo fue el de Malavin, otro de los instructores de la Academia, conocido por su “amplia y nerviosa pincelada“. La Academia fue temporalmente cerrada durante la guerra ruso-japonesa y Repin se marchó para no regresar nunca más, al igual que numerosos estudiantes. Fechin utilizó esta etapa para experimentar y crecer en el arte pictórico y empezó a interesase por los retratos.

Durante el último año en la Academia le ofrecieron un puesto como instructor en la Escuela de Arte de Kazan. Se licenció con la más alta graduación en 1909 y su óleo de la competición final ganó el Premio de Roma, que le supuso una beca para viajar por las capitales artísticas de Europa en 1910. Ese mismo año fue también el de sus primeras exposiciones en América. Envió su cuadro Madame Sapojnikova (Museo de Arte de San Diego) a una exposición internacional en el instituto de Carnegie, en Pittsburgh, donde fue comprada por W.S. Stimmel. Cuando regresó de sus recorridos europeos, reanudó su labor docente en su ciudad natal, donde impartió clases durante diez años. Se casó, en 1913, con la hija del director.

Con el inicio de la revolución bolchevique muchos estudiantes consiguieron empleo en el nuevo gobierno y Fechin y su familia alcanzaron cierto grado de protección. Sin embargo, decidió emigrar a Estados Unidos, y aterrizó en Nueva York en 1923. Allí era ya popularmente conocido por sus exposiciones americanas y europeas, y tenía numerosos amigos y protectores. Sus retratos fueron rápidamente demandados por la sociedad americana. Ganó el primer premio en la Academia de Nueva York en 1924, y una medalla en la exposición internacional de Filadelfia.

Aquejado de tuberculosis, le aconsejaron que se trasladara a un clima más seco. Así es como visitó la ciudad de Taos (Nuevo México) y acabó por establecer allí con su familia en 1927. Estaba a punto de convertirse en una parte importante del gran movimiento de arte del Sudoeste americano. En Rusia había sido castigado en la prensa por su pinturas de campesinos, considerados por los “patriotas rusos” como extranjeros y “menos que humanos”. En Taos, los indios le reavivaron su pasión por los pueblos nativos y su cultura, su patrimonio y sus colores.

En Taos se construyó su propia casa. Talló las puertas, los marcos de las ventanas, los pilares y los muebles y diseñó la estructura del adobe. El maravilloso libro de su hija, Fechin: el constructor, cuenta muchos de los detalles de ese trabajo. En 1933 la construcción se paralizó cuando su mujer Alexandra le pidió el divorcio. Él y su hija se marcharon a California donde enseñó arte en la escuela Earl Stendahl y desde allí realizó recorridos por México, Japón y las Islas del Pacífico, Java y Bali. Los habitantes de aquellos lugares le proporcionaron modelos e inspiración para su trabajo, como lo demuestra el cuadro Manuel Montana.

Más tarde, se compró una bonita casa en Hollywood y un estudio en Santa Mónica, en 1948, donde enseñó a pequeños grupos de estudiantes. Murió en esta última ciudad en 1955. http://www.mcnbiografias.com/app-bio/do/show?key=fechin-nicolai